¿Estímulos u objetivos?

Últimamente me gusta plantearme y replantearme cosas sobre la vida en general, no sé porqué, tal vez porque en estos momentos necesite replantearme ciertas cosas y me gusta compartirlas con vosotros, llamadme filantrópico. Mucho os he hablado sobre cómo conseguir objetivos en este página y sobre cómo lograr el éxito en determinados momentos. Ahora bien, hay una cosa en la que yo personalmente creo que hay que hacer hincapié y es en el tema de los estímulos.

Aquí puedes ver un vídeo que habla sobre eso en concreto.


En mi humilde opinión hay dos tipos de estímulos, los positivos y los negativos:

Los positivos son aquellos que nos hacen conseguir lo que nos proponemos de una manera sencilla pues contamos con un apoyo y con una aprobación de la gente que tenemos a nuestro alrededor, y eso nos hace ser lo suficientemente fuertes para conseguir todo aquello que nos propongamos. Pero, ¿los negativos? UFFF… los negativos… cuando tenemos a todo el mundo en nuestra contra y tenemos que librar batallas y mareas contra las personas que tenemos ante nuestro alrededor o incluso contra nuestra mente, tenemos un problema que, a veces, es un problema serio y muy grande.

 

SÉ REALISTA

Los objetivos que tenemos que conseguir en esta vida deben de ser realistas.

Ahora mismo, con 29 años que tengo en este momento, no puedo parecerme a Messi, o a Cristiano Ronaldo (el ejemplo está hecho para no ofender sentimientos futboleros), ten en cuenta que yo ahora mismo no he seguido el camino de estas personas, por lo tanto querer conseguir un balón de oro, a los 29 años, sin haber entrenado nunca y sin haber pisado un club de primera categoría como lo son el Real Madrid o el Barcelona, hacen que el sueño que tenga sea prácticamente imposible, por lo tanto no sería un sueño realista.

Ahora bien, si de pequeño ya jugaba en categorías inferiores y estoy en un equipo brillante (Atlético de Madrid, Real Madrid o Barça), pues entonces sí podría proponerme ser como ellos.

TIPOS DE ESTÍMULOS

A mi juicio existen tres tipos de estímulos que hacen que podamos tener éxito en algo o no:

 

1. ESTÍMULOS FAMILIARES

Nuestra familia siempre está ahí, para lo bueno y para lo malo ¿verdad? La familia nunca deja de ser un ente que tiene una personalidad viva y en el que formas parte de un conglomerado de tradiciones y costumbres, pero por otra parte, valoramos muchísimo lo que nos dicen las personas más cercanas que tenemos, nuestros familiares.

A veces pensamos que podemos hacer algo sólo con una de las palabras más importantes “ánimo” “ten paciencia”, “vamos”. Si las escuchamos y tenemos un respaldo de esta gente nos encontramos en un estado sublime, pero si por el contrario nos encontramos frases derrotistas o frases en las que nos dicen que no podemos hacer algo, nos venimos abajo, pues son las personas que más queremos.

¿Qué hacer en estos casos?

Es una pregunta difícil, la familia siempre estará ahí para lo bueno y para lo malo, pero si tienes una misión y un objetivo no dudes en perseguirlo, trata de ser asertivo con las personas que tienes a tu lado, e incluso les puedes decir “bueno, tú piensas que no puedo lograrlo, pero yo sí”.

 

2. ESTÍMULOS SOCIALES

Los amigos y las personas que tenemos a nuestro lado también forjan nuestro carácter y nuestra forma de ser debido a que hay influencias buenas e influencias malas, al igual que hay estímulos positivos y negativos. Muchas personas que tenemos a nuestro alrededor nos brindan apoyo, pero a veces también nos lo quitan, y aquí hemos de diferenciar con qué tipo de personas nos rodeamos.

Si encontramos personas que tienen nuestro mismo carácter o nuestra misma ideología (no tiene por qué ser política) observaremos que nos vamos a sentir más apoyados y reconfortados que si por el contrario tenemos personas que son muy diferentes  a nosotros porque ven la vida de otra manera. ¿Te estoy diciendo con esto que debes de juntarte sólo con personas que piensen igual que tú? No, ni mucho menos, lo que te digo es que cada persona es diferente y que esa persona puede ver que lo que tú intentas hacer es una chorrada. En esta vida hemos de saber relacionarnos con todo el mundo posible, y debemos también valorar a otras personas con las que no solemos hablar habitualmente.

¿Qué hacer con estas personas?

Si tienes un objetivo lucha por él. A veces, si uno está convencido de su éxito puede lograr aquello que se proponga de una manera simple, sencilla y fácil. Ten en cuenta de que nadie está en posesión de la verdad porque es relativa. Escucha y saca tus conclusiones, pero si luchas por algo, escúchate a ti mismo y valora lo que te digan los demás. A veces escuchando buenas y malas opiniones, podemos sacar una nueva idea o una manera diferente de ver las cosas, pero teniendo claro que es lo que quieres conseguir.

 

 

3. ESTÍMULOS CEREBRALES

Éstos son los que a veces te hacen replantearte si en ocasiones tú eres tu peor enemigo, y es cuando empiezas a dudar de ti mismo, o todo lo contrario, cuando la euforia que tienes se desata y haces todo lo posible por conseguir un objetivo teniendo tesón, horas y sobre todo mucha constancia.

Nuestra mente es nuestro órgano más poderoso y a la vez más débil, porque es capaz de hacer cosas increíbles.

Si tienes metas, tienes herramientas y si tienes herramientas tienes respuestas.

Cuando estamos pletóricos todo se nos hace más fácil, y qué decir de cuando estamos motivados, no hay nada que no tenga solución y además hace que todo esto tenga un motivo, un fin y una razón.

 

¿Y cuando nuestra mente es débil? Aquí es cuando tenemos un problema, porque nos alejamos de todo aquello que queremos ser, o incluso empezamos a desmoralizarnos, o tomamos las malas opiniones como ataques a nuestra persona, las mentes débiles lo echan y tiran todo por la borda porque no son estables, y se dejan llevar, no analizan, sólo sienten y no han hecho un trabajo interno desarrollado para ello. Los estímulos negativos a veces están relacionados con nuestra mente, si lo tienes claro, no hace falta más que seguir el camino marcado.

¿Qué hacer en estos casos?

Sólo te queda conocerte a ti mismo y saber cuales son tus actitudes, aptitudes y para lo que sirves y para lo que no. Cuando te conozcas a ti mismo más que otra cosa en el mundo, podrás tener un diálogo interno hiper desarrollado, y sólo así, se consigue lo que uno quiere.

Para reflexionar, esta frase:

Confiar en ti mismo no garantiza el éxito, pero no hacerlo garantiza el fracaso. (Albert Bandura).

¿Fracaso o aprendizaje?

En ocasiones las cosas no salen como esperamos y de nosotros surge una especie de sensación angustiosa, una sensación a la que llamamos fracaso.

Aunque yo creo que el fracaso NO existe, existe el aprendizaje, el único problema es que el ser humano como tal no tiene la paciencia necesaria para conseguir comprender que le está sucediendo y cuales son los pasos que está dando.

Iniciamos un proyecto de cualquier índole y ponemos nuestro corazón en él, invertimos una cantidad de algo valioso nuestro (tiempo, dinero, amor ….) y observamos como ese proyecto que iba a comerse el mundo se va tirando de la cadena. Y ahí es donde sufrimos porque nuestras esperanzas, chocan con una realidad diferente a la que nosotros habíamos percibido.

Pero creo de corazón que es un pensamiento equivocado, ese pensamiento es el pensamiento de diversas personas que lo supeditan todo a un proyecto que a lo mejor no ha sido bien estudiado o a lo mejor no era algo viable, pero nosotros en nuestra mente somos personas que lo quieren todo ya, lo quieren todo desde el principio y no tenemos los pies en la tierra debido a dos variables, nuestra imaginación y nuestros pensamientos de obtener algo mejor.

Carlo, eres muy negativo, me estás minando la moral

No, créeme que si por algo me conoce la gente, es porque pretendo tener un pensamiento muy positivo, cosa que intento transmitir tanto en mis vídeos como en mis artículos. Lo que quiero comentarte o lo que me gustaría decirte es que simplemente has de estudiar todo aquello que emprendas y que tengas los pies en la tierra.

Esto es a lo que mucha gente denomina fracaso. Yo creo que a veces el fracaso NO existe, y grábate esto bien en tu cabeza. El fracaso no existe porque no hemos sido realistas, porque no hemos sido completamente sinceros con nosotros mismos, y no hemos tenido una conversación abierta con nosotros mismos para saber que sentíamos en ese momento. No es fracaso, es simplemente aceptación, autoestima y paz espiritual, ya que aspiramos a tener todo, pero no tenemos lo más importante, nuestra esencia como personas.

Por otra parte, piensa que si has iniciado algo en tu vida y te ha salido mal, ya sabes qué cosas son las que no funcionan, por lo que aunque te cueste otra vez levantarte, coge tu maleta de nuevo, y ponte a trabajar en ese nuevo proyecto que vuelva a ilusionarte. Pero ten los pies en el suelo e intenta evolucionar en todo aquello que otra vez no salió bien.

Hay diversas personas que son capaces de levantarse, y otro tipo de personas que son capaces de quedarse en la tierra esperando que algo les caiga desde el cielo. Si tú eres de este tipo de personas te recomiendo que empieces a rehacer tu vida, que empieces a cambiar y que empieces a tener claros cuales son tus objetivos vitales. Siéntate contigo mismo y siéntete, analízate. A veces los peores errores son los errores más simples y desarrollar un diálogo interno es algo que la gente no suele hacer habitualmente, sé diferente, sé único, sé especial y la única manera de conseguirlo es teniendo claro qué quieres y qué puedes conseguir.

el-fracaso-es-exito

Aprendizaje no es lo mismo que fracaso, piénsalo de esta manera, ya he hecho muchísimas cosas por emprender algo (una relación, un negocio….) sin embargo, aunque no fue bien, lo más importante de todo es que puse parte de mi energía en todo eso, tengo una experiencia diferente a la de otras personas. Tal vez me faltó seguir peleando por algo que quería, o tal vez me faltó involucrarme mucho más en el proyecto, o simplemente tener algo más de paciencia. Vuelvo a repetir, si analizas por qué las cosas no salieron bien, mejorarás, y si mejoras, arrasarás con todo lo que tienes a tu alrededor.

Y vuelvo a repetir que fracasar en países de raíces latinas es como un estigma o como una enfermedad contagiosa, mientras que en países anglosajones, como por ejemplo Estados Unidos, fracasar es simplemente no haber tenido suerte porque a lo mejor no has contado tampoco ni con los medios necesarios ni con una dirección estratégica correcta.

¿Sabías que hay grades fortunas que se han arruinado varias veces y que a base de constancia y esfuerzo son grandes multimillonarios? Te recomiendo que leas las biografías de gente como Donald Trump (sí, este señor que es el candidato a la Casa Blanca), Henry Ford (que en un primer momento tuvo un negocio de relojes y que después formó Ford) y  Robert Kiyosaki (este señor ha estado en la quiebra varias veces y ha forjado imperios de la nada). Tal vez puedas aprender algo de ellos.

dejar-de-posponer

¿Fracasar o no intentarlo?

Tal vez es una de esas preguntas que yo muchas veces me he hecho, y tal vez porque siempre he pensado que el fracaso no es fracaso como tal sino un pequeño aprendizaje como bien te estoy diciendo en este artículo. Es cierto que a veces el miedo nos lleva a hacer cosas que realmente no queremos hacer y por lo tanto hemos de tener claro que a partir de ese momento tenemos que poner de nuestra parte para conseguir liberarnos de todo aquello que nos separa. Si quieres más información sobre este tema, te dejo abajo un vídeo en el que te explico por qué fracasar para mí no existe. Quédate con esta frase de Michael Jordan “Puedo aceptar el fracaso, todo el mundo fracasa en algo, pero lo que no puedo aceptar es el no intentarlo”.

Por lo que a partir de ahora, hazte (y hazme un favor) no pienses en el fracaso, piensa en lo que has aprendido, porque como bien decía mi querido Winston Churchill el éxito no es ni más ni menos que ir de fracaso en fracaso sin desesperarse. Qué curioso, ¿será la paciencia la gran clave del éxito?

#FilosofíaGL #CarloCasanova

#LIVE #ArrasaConLaVida #DesbloqueaTuPotencial 

Si te ha gustado este artículo, compártelo pulsando en los botones de las redes sociales y nos estarás fomentando a que la FilosofíaGL siga creciendo. También puedes dejar tu comentario. Si te ha gustado este artículo no dudes en buscarme en Youtube, como Carlo Casanova.

© Carlo Casanova
Good life es no apoyar la imitación, creer en que cada ser humano es diferente y buscar la realización de un mismo para ser su mejor versión posible, manteniendo tu esencia y tu “yo mismo”.

¡Suscríbete a la Filosofía GL!

Claves para tener éxito

Tener éxito es probablemente lo que todos queremos en la vida, soñamos con tener un buen trabajo para tener una vida fácil, o incluso queremos tener éxito en otras materias de nuestra vida, lo cierto y verdad es que la sociedad sólo ve el éxito, pero nunca ve el trabajo que hay detrás de todo ese éxito. Por ello os dejo este artículo en el que os voy a dar una serie de claves para que consigáis todo aquello que os propongáis.

El primer paso: La visualización

La primera clave para ser exitoso es sin ninguna duda visualizar todo aquello que quieres hacer. ¿Tienes idea de lo que quieres hacer en tu vida? Si la respuesta es afirmativa ya sabes que con eso tienes la mitad del camino avanzado, ahora te queda pelear por ello y visualizar todo aquello que quieres hacer, en una entrevista de hace años, le preguntaron a a hija de Walt Disney sobre aquello que había hecho su padre, su respuesta a mí me dejó petrificado. “Si él lo visualizó antes que nadie es porque nunca nadie antes lo había hecho”.

Con este primer paso, miramos hacia el futuro y reclamamos lo que será nuestro, lo que queremos. Como consejo, para adaptar este primera clave del éxito, deberías de hacer un pequeño ejercicio en el que pensases como te gustaría verte y de que manera.

Para Buda nuestros pensamientos crean el mundo que queremos, por lo tanto, piensa de una manera positiva y lánzate a la aventura del trabajo.

El segundo paso: El trabajo

No puedes tener éxito sin trabajar, “el trabajo dignifica a las personas”, hay mucha gente que cae en un error garrafal y es visualizar pero no poner ninguna piedra para construir la casa. Yo puedo visualizar mucho a lo largo de mi vida, pero si no pongo la primera piedra de la casa nunca la veré terminada.  Con esto no te menciono que debes de matarte a trabajar, sino poner las piedras en tu vida. El vocabulario español es muy rico en palabras y hay dos que personalmente me encantan, y aunque son parecidas no significan lo mismo, y son eficaz y eficiente (para no extenderme mucho más en este artículo visita la RAE), y así debería de ser el empeño que le pongas a tu trabajo. Eficaz y eficiente. Si pones muchas horas para obtener resultados, es porque algo estás haciendo mal, así que da un paso para atrás para ver donde pudiste equivocarte.

éxito

El tercer paso: La constancia

La constancia es precisamente lo que dignifica al trabajo. El trabajo y el empeño que le pongas a las cosas que quieres hacer debe de ser constante, es decir, no puedo estar muchos meses sin hacer algo que tenía que hacer, para ello, es mejor hacer las cosas poco a poco. Si haces las cosas poco a poco verás resultados más grandes que si lo haces todo deprisa y corriendo.

Hay determinadas personas a las que les gusta trabajar con presión, sienten que su trabajo es mejor así, y lo respeto. Pero, haciendo las cosas poco a poco, somos conscientes de como funciona toda nuestra maquina, de como funciona todo aquello que tenemos en la cabeza y además, si tenemos un error, somos capaces de subsanarlo rápidamente, puesto que nos detendremos en el problema cuándo sea necesario.

¿Digo que las cosas han de hacerse despacio? No, lo que pretendo decirte es que para tener éxito debes de tener un trabajo tenaz y efectivo. Hay determinadas personas que ya tienen experiencia y pueden correr tranquilamente, pero otras personas no, si eres de las primeras personas, adelante, si eres de las segundas personas, ya sabes “Roma no se construyó en un día”

El cuarto paso: La Paciencia

“La paciencia es la madre de todas las ciencias”, es probablemente uno de esos refranes que hayas leído alguna vez en cualquier novela o hayas escuchado en cualquier lugar. No está equivocado, la paciencia es la gran herramienta para tener éxito, y te digo el porqué. La paciencia y la constancia van unidas de la mano, en el momento en el que perdemos la paciencia, la constancia se va, y con ellas se va todo el trabajo que hemos realizado. Es duro lo sé, hace tiempo os hablé de la paciencia en uno de mis artículos que puedes leer aquí pero para tener esa paciencia hemos de saber controlarnos, ya que lo queremos todo al momento y al segundo, porque vivimos en una sociedad rápida y loca, aún así, os insto a que tengáis paciencia.

Para Benajamin Franklin, aquella persona que tenía paciencia obtenía todas aquellas cosas que quería. Este señor llegó a ser presidente de los Estados Unidos de América, y sin duda representa el “american dream” ya que pasó de fabricar telas con su padre, a ser presidente de una gran nación. Tal vez su ejemplo te sirva de inspiración.

El quinto paso: No rendirse

Cuando te rindes pierdes la partida, ahí se terminó tu carrera hacia el estrellato. Rendirse es el final del camino, ¿es rendirse malo? Esa pregunta debes de hacértela a ti mismo, pero piensa que a veces fracasar no es tan malo, y puedes pensar que estoy loco, pero a veces de grandes fracasos, aparecen grandes éxitos, fíjate en la penicilina, ¿sabes que se descubrió por casualidad ya que Fleming dejó unas muestras y éstas se pudrieron? y fíjate la cantidad de personas que ha salvado ese error, ¿influye la suerte? por supuesto, pero la suerte es algo que tienes que buscar, si no buscas la suerte, nunca la encontrarás. ¿Eran los Beatles malos? Al inicio de su carrera eso afirman las crónicas, hoy los Beatles son el grupo más importante de la música de los 60 con cantidad de himnos inmortales, ¿se rindieron aún teniendo el público en contra? No, mejoraron, supieron moverse y reinventarse.

éxito

CONCLUSIONES FINALES:

A veces la suerte no existe, existe el trabajo bien hecho, y eso es lo que quería transmitiros con este artículo. El éxito es algo efímero y que hay que trabajar, y sólo cuando lo alcanzas es cuando hay que mantenerlo y ahí es donde está precisamente lo más difícil, mantenerse, porque llegar a a meta cuesta, pero mantenerse cuesta mucho más.

Por último te dejo un pequeño vídeo que puede que te sirva para completar este pequeño artículo

#FilosofíaGL #CarloCasanova

#LIVE #ArrasaConLaVida #DesbloqueaTuPotencial 

Si te ha gustado este artículo, compártelo pulsando en los botones de las redes sociales y nos estarás fomentando a que la FilosofíaGL siga creciendo. También puedes dejar tu comentario.

© Good Life Play.
Good life es no apoyar la imitación, creer en que cada ser humano es diferente y buscar la realización de un mismo para ser su mejor versión posible, manteniendo tu esencia y tu “yo mismo”.

¡Suscríbete a la Filosofía GL!

La amistad: Esencia de lo verdadero

Feb 23, 2016
0

Hablar de amistad es hablar de algo profundo, íntimo y complejo. Nos sumergimos en uno de los pilares fundamentales del ser humano. Según algunos estudios recientes, la socialización es el componente que más influye en la felicidad de los sujetos.

Para fortalecer esa relaciones íntimas debemos sumergirnos en los sentimientos. En lo real de cada uno de nosotros y, en definitiva, hablar de nuestro yo auténtico a esos seres que nos acompañan en este lugar llamado mundo.

Pero… ¿sabemos qué significa realmente la amistad?

Podemos definir la amistad como aquella afinidad que sentimos con las personas de nuestro alrededor, implicándonos con ellas mediante una cercanía emocional.

Es esa relación con toda persona de nuestro alrededor con quien compartimos nuestros sentimientos más puros y auténticos. Aquellos que nos hacen mejor como seres humanos, y que nos aproxima a la esencia más verdadera de las personas que nos rodean.

1# La amistad con amigos, el apoyo que siempre ensalza

La amistad nos hace disfrutar de las personas que nos rodean, generándonos bienestar en base a una unión empática y cercana mediante el sentimiento que nos une a ellas. Enriquecemos así nuestra vida interior, y ordenamos toda la realidad que nos rodea a raíz de su influencia.

Las habilidades sociales se nutren de la amistad, influyendo en nuestro patrones de comportamiento. Hablamos como nuestros amigos, sentimos parecido a ellos y a menudo nos identificamos con sus formas de pensar.

Al mismo tiempo, a través del desarrollo de los sentimientos compartidos, podemos visualizar el lado más positivo y alegre de las otras personas y contagiarnos de emociones positivas.

2# Compañeros y amigos de trabajo

amistad-trabajo

Desarrollar relaciones amistosas en el entorno laboral nos hace disfrutar más de nuestro trabajo, y dicho sea de paso, puede ayudarnos a conseguir más de un ascenso. Cuando confiamos en alguien, es cuando nos apoyamos en ellos para realizar aquellas tareas que consideramos importantes. Nunca olvidemos que los jefes son personas como tú y como yo.

La creatividad a su vez se ve potenciada. Son muchas y grandes las empresas que se preocupan por fortalecer relaciones amistosas entre sus empleados. Y es que la creatividad se alimenta mucho de la alegría y la socialización, y muchas veces las mejores lluvias de ideas se generan entre broma y broma con los compañeros. Con la aportación de nuestros amigos de trabajo, siempre aprenderemos cosas nuevas que nos ayudarán a conseguir un mejor resultado.

3# Amor y sentimientos bajo el apoyo de la amistad

Las relaciones amorosas y sentimentales, son uno de los pilares fundamentales de la vida y el desarrollo humano, y por lo tanto, y aunque no lo parezca,desarrollar los sentimientos de amistad en este campo es básico a la hora de su desarrollo y llegada a buen término de las mismas.

Pero, ¿es posible desarrollar la amistad a la vez que se lleva a cabo una relación sentimental y amorosa?

Pues bien, no solo es que se pueda desarrollar ambos sentimientos a la par, sino que en mi opinión, la amistad constituye la parte inicial y primordial de cualquier inicio de relación amorosa, ya sea una relación sentimental a largo plazo o un mera relación sexual. Y es que cuando conocemos a una persona necesitamos encontrar sentimientos que nos vinculen a ella.

Antes de seducir o enamorar a esa persona, debemos de tratar de conocer ese yo verdadero que todos tenemos en nuestro interior, y enfocarnos en este reto con una actitud de conocimiento mutuo. Los sentimientos que más nos acercan a ese yo verdadero son los de amistad, por lo tanto, al tratar de conocer a esa persona desarrollaremos esa cercanía y conexión que nos haga ganar su confianza.

Ya sé que en muchos casos quizá estemos únicamente interesados en desarrollarnos en un campo puramente físico y sexual, pero son parte de esos sentimientos de amistad de todo ser humano lo que nos ayuda a que sentir el sexo con mayor plenitud, tengamos o no intereses de formalizar una relación a largo plazo.

En este vídeo David Jungle nos explica detalladamente esta actitud a la hora de conocer y seducir:

4# La amistad y la atracción sexual, ¿compatibles?

sexo-amistad

Por supuesto, este es un camino de doble sentido, la realidad es que al conocer y conectar de una manera sexual con otra persona, y como ya he dicho con anterioridad, utilizando ese hilo conductor, podemos despertar y crear unos sentimientos de amistad descubriendo con ello la cara más verdadera de esa persona, y a la vez descubrir nuestro propios sentimientos más puros.

Por otro lado, la tensión sexual generada dentro de la amistad que puede derivar en un encuentro sexual, siempre ha generado la famosa idea de que “acabaría con la amistad” de ambos.

Con la manera que yo lo veo, creo que debemos afrontar con madurez y respeto esta circunstancia. Si nos llega a suceder, tenemos ser capaces de contextualizar lo que sucede en cada momento. Es decir, que podamos dejarnos llevar por esos sentimientos y esa pasión en el ahora, materializándose en una conexión sexual sin que nos limiten los miedos del futuro (¿qué pasará después?). Y es que la vida siempre implica riesgos, pero ninguna hace tanto daño como el riesgo a perderse las cosas buenas.

Podemos perdernos el disfrutar de unas de las sensaciones maravillosas de la vida y del ser humano por querer categorizar las cosas de forma rígida. Tendremos que entender que el disfrutar de estos sentimientos no nos separara de la otra persona, sino que nos acercará más a ella. 

Cuando disfrutamos del contacto íntimo con sentimientos presentes, aflora lo mejor de nosotros mismos y nos damos cuenta de que realmente apreciamos más las bondades de esa persona.

Por eso debemos disfrutar de todos los caminos que discurren entre el sexo y la amistad, tanto el que nos conduce desde el sexo hasta una bonita amistad, como el que a través de una amistad se llega a una conexión sexual, y esto nos lleva a descubrir lo mejor de la otra persona.

Por eso para terminar diré que seáis amigos de vuestros amigos. Que no temáis nunca hacer nuevas amistades que os aporten riqueza en experiencias y conocimientos. Que os dejéis guiar por todos aquellos caminos a los que la amistad os lleve (siempre que sean sanos y acorde a nuestros valores y creencias, claro) pero sobre todo, que disfrutéis de quienes tenéis a vuestro alrededor y que, ocurra lo que ocurra, siempre prime una única misión: la felicidad y el sentir del ahora.

#Live #FuerzaEspiritual

Good life es amar lo desconocido y todo lo que no se puede controlar, pues te sientes inseguro dentro de ese terreno y esto hace que tu corazón lata más fuerte. Es tener un espíritu aventurero. (Filosofía Good Life)

Samuel (Autor)
David Jungle (Editor).

Quizás te interese:

5 consejos para cambiar tu vida

Si, como yo, sois de las personas que buscan una mejora constante en todos los ámbitos de su vida, en este artículo te voy a dar no 5 consejos, sino algo que deberías empezar a hacer desde ya para cambiar tu vida y llevarla ahí donde quieres estar. Para vivir tu vida de la manera que merece ser vivida.

Recuerda que lo mejor que te puede pasar, es la vida. Vivir intensamente es la única manera de sentirte vivo…porque si no vives la vida que deseas, dejando atrás miedos e inseguridades, es como el que está muerto en vida.

1. Muévete

Tener mejor físico, estudiar más, dejar de fumar, echarte novia…todo eso son objetivos muy típicos que uno se pone en la vida cuando comienza un nuevo año, pero a la vez son objetivos demasiado ambiguos.

vida

El calendario no sólo está de adorno. Sé realista y márcate una fecha límite para cumplir tu objetivo. Y no sólo eso, sino que traza un camino que te lleve hasta él. Los caminos pueden torcerse, sí, pero también es verdad que si te trazas un objetivo con un camino por recorrer, todo se hace más fácil y más emocionante…puesto que lo que más cuesta no es ponerse objetivos, sino empezar a recorrer el camino para cumplirlos.

2. Mejora

El camino de la mejora es el que te va a llevar más lejos. Es un medio para un fin. Conseguir un sueño, un empleo, la persona que te gusta…el camino del desarrollo a veces está plagado de piedras, pero el resultado es gratificante.

vida

Muchas personas comienzan el camino del desarrollo personal porque han perdido o quieren conseguir algo…y luego se acaban dando cuenta de que, en realidad, esto no va sobre conseguir tal o cual cosa, sino que esto va sobre la vida. Sobre tu vida. Es tu vida lo que tienes que mejorar si lo que quieres es conseguir algo a toda costa.

La mejora personal va por ahí, colocarte a ti mismo en lo más alto y desarrollar tu máximo potencial.

3. Sueña

¿Qué sería de la vida sin sueños por cumplir? Tener objetivos, como he dicho antes, es lo primordial pero…tener un sueño mueve montañas.

vida

¿Dónde te ves en un futuro próximo? ¿Cómo quieres que sea tu vida? Recuerda que tú marcas el ritmo. Nadie más puede hacer las cosas por ti. Si tienes un sueño ponte manos a la obra y consíguelo. Que tu sueño sea la motivación para hacer las cosas.

Good Life empezó siendo un sueño…un sueño que poquito a poco va haciéndose realidad cada vez más, y es esa energía de soñar lo que hace que cada día demos lo mejor de nosotros mismos para escribir, gestionar y administrar este sitio en el que estás.

No te quedes tú tampoco atrás. Si nosotros pudimos, tú también puedes. Coge tus cosas, sal a la calle con tu mejor sonrisa y tu mayor predisposición y dile al mundo: aquí estoy, y voy a cumplir mis sueños.

 

4. Ama

De lo que se da, se recibe. Al menos, así nos gusta pensarlo en Good Life. Si eres generoso, recibirás generosidad. Si eres amable, recibirás amabilidad…y si no lo recibes ¿qué más da? ¿Acaso no te sientes mejor siendo como quieres ser? Piensa que si lo que haces, lo haces para gustarte más a ti mismo, para sentirte bien tú, la recompensa será simplemente el hacerlo.

vida

Las personas valoran más la generosidad y el ser altruista que el ser un interesado. Siempre se nota cuando una persona da una cosa (sea material o no) esperando recibir algo a cambio. No seas de esas personas que pasan por la vida esperando las limosnas de la gente. Sé una persona que vive la vida que desea, cargada de alegría, motivación y magnetismo.

Cuando hablo de amar, no hablo sólo de amar a un hombre o una mujer. Ama a tu familia, tus amigos, tu/s pareja/as, ama la vida y ama que tienes la posibilidad de amar.

 

5.- Vive

Este es el consejo más importante que puedo darte: vive. La vida es lo único que tienes. Lo único con lo que vienes y lo último que te dejas antes de irte. Vive la vida que deseas, pues no hay mayor bendición que estar vivo.

vida

Vivir la vida implica muchas cosas, y es más difícil de lo que parece a simple vista: vive sin miedo, sin límites, amando, con coraje, con curiosidad, con optimismo y alegría.

“Vivir no es sólo existir,

sino existir y crear,

saber gozar y sufrir

y no dormir sin soñar.

Descansar, es empezar a morir.”

Gregorio Marañón.

 

Recuerda cada día de este año, y del resto de tu vida si así lo prefieres, que la vida es un regalo que hay que mimar. Levántate cada día con ganas de comerte el mundo y sonreírle, con ansia por vivir, sabiendo que la vida se concentra en pequeños instantes y, sobre todo, sabiendo que el día que pasa, no vuelve. Que cada día es una incertidumbre y la vida, una cesta llena de posibilidades y descubrimientos.

Y para despedirme, aquí os dejo mi fragmento favorito de un libro que resume a la perfección la vida que merece ser vivida.

“RECUERDA SIEMPRE, CONFÍA EN LO DESCONOCIDO. Lo conocido es la mente. Lo desconocido no puede ser la mente. Será otra cosa pero no la mente. Lo único seguro es que la mente es una acumulación de lo conocido. Por ejemplo, si llegas a una bifurcación en el camino y la mente dice, «vamos por aquí, me suena familiar», eso es la mente. Si escuchas a tu ser, querrá ir a lo que no es familiar, a lo desconocido. El ser siempre es un aventurero. La mente es muy ortodoxa, muy conservadora. Quiere andar por la senda, por el camino trillado una y otra vez, el camino de menor resistencia.

Escucha siempre a lo desconocido. Y reúne valor para adentrarte en lo desconocido.

Es necesario ser muy valiente para desarrollar tu destino, no hay que tener miedo. Las personas que están llenas de miedo no pueden ir más allá de lo conocido. Lo conocido da una especie de comodidad, seguridad, confianza, porque lo conoces. Estás perfectamente informado, sabes cómo abordarlo. Puedes estar casi dormido y seguir haciéndolo, no necesitas estar despierto; es la ventaja que tiene lo conocido.

En cuanto atraviesas la frontera de lo conocido surge el miedo, porque ahora estarás en la ignorancia, no sabrás qué debes hacer y qué no. No estarás seguro de ti mismo, podrás equivocarte; podrás perderte.

Este miedo es lo que mantiene a la gente maniatada, y una persona que está imposibilitada para lo nuevo está muerta.

Sólo se puede vivir la vida peligrosamente, no hay otra forma de vivirla. La vida sólo alcanza la madurez y el crecimiento a través del peligro. Tienes que ser un aventurero, siempre dispuesto a arriesgar lo conocido por lo desconocido. Y en cuanto hayas probado la alegría que produce la libertad y la ausencia de miedo, nunca te arrepentirás, porque sabrás qué significa vivir al máximo. Sabrás qué significa quemar la antorcha de tu vida por los dos extremos. Un solo instante de esa intensidad es más gratificante que toda una eternidad de vida mediocre.”  Coraje: la alegría de vivir peligrosamente, Osho.

Os dejo una canción también para empezar a vivir vuestra vida tal y como deseáis con el mejor ritmo.

Otras publicaciones que te pueden interesar como apoyo de esta:

Claves para tener éxito

El gran secreto de la felicidad

Desarrollo personal: enfoque de la fórmula 1

#FilosofíaGL #ViveSinLímites

#LIVE #ArrasaConLaVida

Si te ha gustado este artículo, compártelo pulsando en los botones de las redes sociales y nos estarás fomentando a que la FilosofíaGL siga creciendo. También puedes dejar tu comentario.

© Good Life Play.

Good Life es creer que la vida es de los jugadores, para los que arriesgan. Se puede ser más exitoso o menos, tener la cuenta bancaria a rebosar o con números rojos parpadeantes. Pero ya seas el más exitoso, famoso y rico del mundo, ¿de qué sirve todo eso si no te diviertes y gozas de una vida plena y feliz?

¡Suscríbete a la Filosofía GL!

4 trucos para estudiar mejor

Hola, amigos y amigas. Bienvenidos al artículo que te dará las claves para que tus exámenes y tu motivación a la hora de estudiar sea imparable.

Estudiar hoy en día se ha convertido en algo bastante importante, ya que el conocimiento en diversas áreas te permitirá desenvolverte mucho mejor en este mundo tan globalizado. Así mismo, estudiar tiene unas ventajas inmensas, desde la adquisición de cultura hasta escalada en negocios o, por qué no decirlo, llegar a donde siempre te imaginaste.

Muchos de nuestros seguidores y seguidoras, ya sea por ocio o porque se encuentran en esa etapa de la vida, están estudiando. El objetivo de estudiar bien puede ser aprobar un examen o, simplemente, por la pasión de adquirir nuevos conocimientos.

En este artículo veremos algunos trucos para que estudiar se convierta en algo totalmente productivo.

A lo largo de los años de estudio de la carrera de medicina, he pasado por épocas duras en las que lo suspendía prácticamente todo, a aprobar todos los exámenes a la primera. Por ello, en este artículo os doy las claves más importantes que me llevaron a aprobarlo todo y, no solo eso, sino algún truquillo de academias especializadas en llevar a sus alumnos a lo más alto.

Las 4 claves más importantes

1. Organización

Quizá es el punto más importante del artículo. Una adecuada organización es lo que te va a salvar el culo a la hora de hacer un examen. Depende, en gran medida, del tipo de materia que sea y del volumen de estudio. No es lo mismo estudiar una asignatura como Cardiología, que estadística, por ejemplo, o Derecho Civil. Dependiendo del volumen de materia y de la fecha del examen, te planificarás hacia atrás. Es decir, si tienes un examen el 10 de enero, puedes planificar con un período de 3 meses el estudio. De hecho, las academias con mejores resultados siempre se han caracterizado por elaborar un calendario específico para cada materia, dividiendo la asignatura por bloques.

Ten en cuenta que este tiempo no es sólo para estudiar, sino que tienes que estudiar y repasar. Estudiar o leer la materia sólo una vez, a no ser que tengas una memoria privilegiada, es como jugártelo todo a una bala. Yo recomiendo darle 3 y hasta 4 vueltas a la materia entera, para que la domines (casi) totalmente.

En la primera vuelta irás leyendo, subrayando y haciendo resúmenes y esquemas de la materia, tema por tema.

En la segunda vuelta, priorizarás los temas profundizando más en la materia y quedándote con la base de todo, deduciendo conceptos si es posible. Saberlo todo y recordar lo más importante.

En la tercera vuelta, y sucesivas, usaremos más la memoria pura, recordando detalles y conceptos que son imposibles de deducir y que hacerlo antes supondría un gasto de energía para, probablemente, no acordarte al final. Es la vuelta del repaso rápido y detención en detalles. Sobra decir que los esquemas y resúmenes te ayudarán mucho en este punto.

Planifícate con suficiente tiempo como para hacer todo esto y para adaptarte si las condiciones externas no te favorecen (si te pones enfermo, si te surge un viaje, si quieres pegarte la fiesta…).

Otro punto a tener en cuenta es cuando tienes varias asignaturas juntas. Por ningún motivo se te ocurra estudiarte una asignatura grande en 4 o 5 días. Es preferible estudiar varias asignaturas a la vez con suficiente tiempo de antelación que dedicar a una 3 meses y a otra 4 días.

 

Todo aquello que deseas, está al alcance de tu mano. ¿Qué te impide tomarlo? ¿Eres tu propio freno?

Date alas, la vida volará contigo.

2. Descanso

El descanso en período de estudio es tan, o más importante, que el estudio en sí. Una mente estresada permanentemente y estudiando todo el día no es nada productiva, de ahí la importancia de la organización del estudio combinada con el descanso. El tiempo que estés descansando dedícalo a hacer lo que más placer te produzca.

De nada sirve vivir la vida en una angustia constante. Estar estresado permanentemente NO te va a ayudar a estudiar mejor, al contrario, tu mente se saturará hasta el punto de hacerte perder horas en la misma página. Hay que ser eficiente: dedicar el menor tiempo al estudio consiguiendo los máximos resultados, y ahí es fundamental el descanso.

Los que me conocen saben que hasta en período de exámenes he seguido saliendo como siempre con mis amigos y disfrutando… a veces hasta teniendo examen el mismo lunes, y he aprobado. Es decir, descansar no es sinónimo de suspenso, sino de claridad mental.

Procura dormir 8h, despejarte entre estudio de diferentes materias, ir al gimnasio, divertirte con tus amigos y amigas, echar un buen polvo si puedes y reírte mucho.

La vida pasa y no vuelve atrás ni por un momento. ¿Vas a desperdiciar algún segundo de tu vida haciendo algo que no quieres? ¿Vas a dejarte llevar por pensamientos que no llevan a ningún sitio?

¿O vas a aprovechar y exprimir cada instante de esta vida siendo positivo, optimista y dándote aquello que mereces?

Lo único cierto de la vida es la muerte. Vívela como si cada día fuese el último, no puedes saber si realmente lo será.

Sé fiel a la propia vida, aprovechando cada momento de pasión, de aventura…porque cada día que pasa, la vida se va y no espera a nadie.

3. Alimentación

La alimentación también es algo muy importante a tener en cuenta cuando estamos en período de estudio. Lo que comas antes de estudiar y el día del examen puede marcar la diferencia. No lo dejes al azar.

Hay gente que es partidaria de inflarse a azúcar para que el cerebro no se quede sin “combustible”. Cada vez que oigo eso me entra una risa muy irónica. Las bebidas azucaradas, los chocolates, dulces y demás mierda con “azúcar rápida”, lo más probable es que te despierten al principio y luego te den un hostiazo en la cabeza. Para los que no me entienden: te duerme y te despierta más el apetito, yendo otra vez a la nevera (si estudias en casa) o a comprar otras chucherías. Si son bebidas carbonatadas, te arriesgas a estar hinchado y con la barriga haciéndote ruiditos y con gases. Olvídate de comidas pesadas y minimiza los riesgos.

Si ves que andas un poquito flojo en tu rendimiento, cumpliendo el tipo de alimentación que te he indicado, puedes probar a suplementarte con productos como el Omega-3 o algún multivitamínico.

Buenos alimentos que te ayudarán a estudiar son los recomendados en el siguiente artículo.

-Pincha aquí.

Además, el chocolate puro dicen que también ayuda a la concentración, así como un café bien cargado SIN azúcar.

Antes de un examen, ni se te ocurra comer una comida copiosa. Un poquito de carne con un par de frutas y verdura o huevos puede ser suficiente. Créeme, tu cerebro tiene recursos de sobra, no se quedará sin azúcar.

Veamos un ejemplo para un día de examen a las 16.00h.

Desayuno: un par de huevos cocidos con una pieza de fruta. Chocolate negro y un té negro.

Comida (13.30h aprox): 400gr de carne a la plancha con verdura, una fruta y un café SIN azúcar media hora antes del examen.

Cena: cómete lo que quieras, te lo mereces por el esfuerzo 😉

4. Motivación

Sí, sé que a nadie le gusta el “placer” de estudiar. Pero piensa que es un medio para  conseguir un fin. Ya sea por vocación, porque quieres tener éxito, dinero o porque no te ves haciendo otra cosa.

Busca tu motivación, aquello que te mueve a hacer las cosas. Búscale el gusto y sácale partido, pues sólo con tu propia motivación podrás seguir adelante.

Si suspendes un examen, piensa que es conocimiento acumulado para cuando te vuelvas a presentar y que tendrás un largo recorrido hecho. Si apruebas, ¡pues mi más sincera enhorabuena! A por el siguiente.

Hazlo paso a paso, estudiar es una carrera de fondo de la que poco sirven los atracones. Ponte objetivos cortos, realistas, alcanzables y motivadores. Es normal tener momentos de flaqueza, pero tú puedes superarlos y tener lo que quieres al alcance de la mano. No seas tu propio freno, sino tu óxido nitroso hacia el éxito.

Y celebra, siempre celebra. Tanto si apruebas como si suspendes, celebra que la vida se mueve y estás vivo. Nada de bajones, nada de impotencias. Míralo con visión positiva. El tiempo nunca se pierde, sino que se invierte.

Para la motivación y estudiar mejor, hemos desarrollado este audio que potenciará tus ganas de estudiar y te dará la garra y la fuerza necesaria para que en tus momentos de flaqueza sientas ganas de ir a por todas.

estudiar-aprender-portada

Factores externos que puede influirnos

1. Tipo de examen y contenido.

Según el formato del examen, habrás de estudiar de una manera u otra. No es lo mismo estudiar para un examen tipo test que para un examen de desarrollo, al igual que no es lo mismo si el examen es de tipo oral o escrito.

Para un examen de desarrollo te aconsejo que hagas resúmenes y esquemas. Un resumen te ayudará a compactar la información, además de ir reteniendo información poco a poco mientras vas redactando. El esquema te ayudará a repasar a “golpe” de vista, es decir, plasmarás las ideas clave, sin desarrollar, en un papel, de tal manera que de un vistazo seas capaz de recordar la información.

Un tipo especial de esquema que recomiendo, es el mapa mental. El mapa mental consiste en un esquema cuya idea central se sitúa en el centro del papel, y a partir del cual van saliendo ideas secundarias, de las que partirán a su vez, ideas terciarias y así sucesivamente. La idea, una vez más, es hacerlo lo más sencillo posible para su comprensión. De nada sirve desarrollar en profundidad un mapa mental, para eso ya tenemos los resúmenes.

Para un examen tipo test, a los que me he enfrentado a lo largo de la carrera de Medicina, el sistema de estudio varía un poco. Si bien los resúmenes siguen teniendo importancia por su capacidad para hacerte recordar detalles, así como los mapas mentales, lo ideal es acostumbrarte a hacer exámenes tipo test. Esto parece una tontería pero si te has enfrentado a los exámenes de autoescuela, sabrás de lo que te hablo: la materia que se imparte, poco se parece a las preguntas que hacen.

Hay varias formas de acertar preguntas de exámenes tipo test, pero haciendo exámenes de otros años que puedas conseguir (sobre todo si estás en la universidad) te acostumbrarás a la dinámica de ir respondiendo preguntas, fallándolas, saber por qué las has fallado o por qué las has acertado. Cuantos más test hagas, más te acostumbrarás al estilo de examen y más fácilmente “verás” la respuesta correcta. Evidentemente, aquí se combinan la teoría de la materia con la habilidad de hacer exámenes. Dos personas que saben exactamente lo mismo pueden sacar notas muy dispares si uno está acostumbrado a enfrentarse a los test y otro no. No subestimes este consejo, puede ser la diferencia entre un aprobado y un suspenso.

2. Estrés

Muchas veces, en nuestro periodo de estudio, nos encontramos con factores que pueden distraernos, como trabajo o tener que hacer varias cosas a la vez. La prioridad en este sentido es saber adaptarse y no dejarse influenciar psicológicamente pues, como hemos visto antes, el estrés no nos conduce a nada bueno, sólo a agotamiento y sufrimiento innecesarios.

“¿Quién eres? Eres la energía que te mueve día a día, el entusiasmo que te lleva a tomar acción para conseguir aquello que deseas…eres puro fuego, bella tenacidad constante que te coloca en el punto donde quieres estar.

Tú eres todo aquello que quieres ser.”

 

Aprende a vivir amándote, elimina el sentimiento de culpabilidad

El sentimiento de culpabilidad es uno de los sentimientos más negativos que una persona puede experimentar y ello es debido a nuestras acciones, que han ocasionado algún perjuicio en alguien, y lo que queremos es reparar el daño causado.

El sentimiento de culpabilidad surge de la impotencia, del no saber que hacer, y sobre todo de no encontrar una solución al problema que se encuentra delante de tus narices. El ser humano erra, y no es raro encontrar expresiones como “el animal es el hombre que tropieza dos veces con la misma piedra”, sí, somos personas que tenemos defectos pero también virtudes, y hemos de mostrar más nuestras virtudes que nuestros defectos.

El simple hecho de que nos sintamos mal por un hecho que ha ocurrido es algo humano, y algo con lo que debemos convivir, pero por otra parte, aquello que ha ocurrido ya no lo puedes cambiar, que bien que existiese una máquina del tiempo para cambiar muchas cosas ¿verdad?

Nos fustigamos pensando en lo que ha ocurrido y le damos vueltas y más vueltas. Pensamos que si le damos vueltas al problema desaparecerá, pero no, el problema sigue ahí, encerrado en tu mente, en tu cabeza.

¿Qué tipo de persona eres?

El sentimiento de culpabilidad influye mucho también en tu carácter, y de como observas la vida, siempre he hecho mucha mención a que una actitud positiva ante la vida nos hace abrir puertas más que cerrarlas, por lo que debes de afrontar este sentimiento como algo positivo, y nunca negativo.

Si eres una persona perfeccionista al 100 por 100 es realmente muy difícil perdonarte, es probable que te guste hacerlo todo correctamente y siempre sin ningún fallo, la perfección lo es todo para ti, y por lo tanto, si no sale, tú mismo te cuestionas continuamente, en una espiral de decadencia, en la que se convierte como una pescadilla que se muerde la cola, desde aquí te comento que ser perfeccionista está bien, siempre y cuando no sea algo en lo que pongas en tu vida todo el esfuerzo. Permítete el gusto de fallar alguna vez, somos humanos ¿verdad? ¿entonces para que te vas a fustigar si algo te sale mal?

Las cosas no son o están bien o están mal, no, la vida tiene diversas tonalidades, como los colores, existen cientos de ellos ¿verdad?, pues la vida tiene los mismos colores, no es todo ni blanco ni negro, sino que entre el blanco y el negro hay una paleta cromática bastante importante, donde todos los pensamientos y creencias están permitidos.

 

Hay determinadas personas que sufren un sentimiento de culpabilidad debido a que no consideran que exista para ellos el amor y por lo tanto, al tener una autoestima bien baja generan ese tipo de pensamiento, ellos no están hechos para recibir el amor. Pero a veces hemos de ser conscientes que en la vida todo lo que ha de darse es amor y recibirlo.

¿Cómo librarse de ese sentimiento?

En primer lugar perdónate a ti mismo. Sí, el sentimiento de culpabilidad vienen por no saber perdonarte, a partir de ahora dite:

Ha ocurrido este problema, pero me amo incondicionalmente, llueva nieve o truene. La próxima vez haré que cosas como ésta no vuelvan a ocurrir porque no me hacen ningún bien.

En segundo lugar pídele perdón a tus personas más allegadas si les causaste algún daño, perdonarse está bien, pero alcanzar el perdón de otras personas es todavía más gratificante, ya que perdonar es olvidar. Se perdona mientras se ama, en el momento en el que no ames a alguien o no te amen, el perdón no tendrá lugar.

En tercer lugar desarrolla un diálogo interno fluido, tú mismo eres quien tiene todas las herramientas para solucionar los pequeños problemas que tiene tu vida. Hay una frase que acuñé que dice “Si tienes las herramientas, tienes las respuestas” y así debe de ser en la vida en general, si obramos mal y fallamos ¿Qué le vamos a hacer? Ya ha ocurrido, ya ha pasado, ahora tienes el poder en tu manos de que eso no vuelva a ocurrir, y si ocurre, ver como lo puedes cambiar. Hemos de planificar nuestro futuro y ver no el presente, sino también lo que queremos ser, lo que queremos vivir.

 

El olvido

Ahora falta olvidarlo, meterlo en una botella y enviarlo al mar. Los errores de nuestra vida no hemos de verlos como cosas malas, estamos muy equivocados, hemos de verlos desde una perspectiva completamente positiva, desde el aprendizaje, desde la paciencia y desde la prudencia. Analiza que es lo que ha fallado durante la situación que viviste. ¿La pudiste evitar? Si la respuesta es positiva, quédate con lo que hemos mencionado un poco más arriba, TÚ eres quién debe de cambiar esa situación.

Conclusiones

Tras analizar este sentimiento, sólo puedo decirte que tú mismo eres quién lo puedes erradicar de tu mente. Las cosas pasadas ni vuelven a ocurrir ni pueden cambiarse. Todo eso ya forma parte de algo que sucedió en nuestra vida, puedes lamentarte por ello, pero siempre he creído que pensar en el pasado es perder el tiempo. Hemos de vivir el presente, para alcanzar un futuro prometedor y brillante. Vuelvo a repetírtelo, si tienes las herramientas, tienes las respuestas.

Para reflexionar una frase:

El alma desordenada lleva en su culpa la pena (San Agustín de Hipona)

Si te ha gustado este artículo, por favor compártelo por las redes sociales. Si quieres puntualizar algo, o preguntarme algo, me puedes encontrar en las redes sociales Facebook y Google + por el nombre de Carlo Casanova. Gracias!

La negación y la ira en el duelo

¿Qué vas a encontrar en este artículo?

– Conocer en profundidad que es el duelo.

– Como afrontar las etapas de Ira y de negación.

– Consejos para que el duelo no sea tan traumático.

 

¿QUÉ ES EL DUELO?

Y un día la persona que estaba a tú lado decide dejarte, lo que fue un gran amor ahora es un desamor, ya no está, se fue o te dejó marchar. Y te encuentras en un estado de shock, de dolor, quizás tienes el llamado síndrome de corazón roto, o incluso tienes una ira tremenda, porque ese dolor es real, es palpable. Ahora no tienes apetito, duermes fatal, si consigues pegar ojo…, todo te recuerda a esa persona que te ha rechazado, ya no te quiere, ha decidido vivir una vida sin ti, te ha echado de su vida y lo niegas por todos los sitios pero a ti sólo te queda respetar su decisión, aceptarlo.

Ahora lo que toca vivir es un ¨duelo¨ . Escuchamos la palabra duelo y temblamos, lo trasladamos automáticamente a la muerte, pero no hace falta que se dé esa situación para tener que vivir un duelo, hay duelos pequeñitos como cambiar de piso, aunque sea para tener un piso o casa más grande, pero es todo lo que dejas atrás y el miedo por lo que pueda venir, lo desconocido. Perder un empleo sería otra especie de duelo, sería perder una seguridad, una tensión por tener que cerrar una etapa, todos los duelos se tienen que vivir con intensidad y todos nos harán crecer, es decir adiós a un tiempo ya vivido, despedirse.

Una ruptura de pareja, que nos deja la autoestima por los suelos, además de una decepción importante, son muchos sueños rotos, proyectos, recuerdos, ilusiones compartidas con la otra persona, hay que afrontarlo con mayúsculas y vivir este duelo para poder salir de esta situación, levantarnos con firmeza, seguir hacia delante, no nos queda otra, vivir el presente con intensidad para tener un futuro mejor, y a veces lo afrontamos como una muerte porque de eso se trata, algo muere el amor que nos profesábamos pero que ahora mismo no quedan nada más que las cenizas, y sientes como velas a ese muerto que es el amor con un duelo que puede durar meses o incluso días.

Una ruptura de pareja es un acontecimiento que produce un dolor y sufrimiento inmenso y es un proceso muy parecido al de un duelo por no decir el mismo proceso. A veces sentimos una ira inmensa, o incluso negamos la situación que nos ha tocado vivir. A las personas que lo estén viviendo o que aun no sepan que lo están padeciendo, deben de saber que hay fases por las que han de pasar, pero para su alivio, hay un final, una superación. El dolor que están sintiendo poco a poco disminuirá y conforme vayan avanzando por las distintas etapas, ese vacío que ahora sienten, se irá llenando hasta recuperarse.

Podría parecer también que a veces nos dejamos llevar por nuestros instintos más animales y sentimos rabia y frustración, porque es lo que en ese momento nos sale del alma, pero estimado compañer@, es sólo uno de los pasos de este duelo tan particular que a veces vivimos cuándo la vida nos da calabazas.

ira-300x298-1

 

Antes de describir cuales son las fases o etapas del duelo, decir que estos pasos son muy relativos, porque cada persona es un mundo y cada cual en un momento tan traumático como éste, lo lleva como humildemente puede, sobre todo hay que ser ¨consciente¨ esa palabra me encanta. Hay que pensar que el recorrido por las diferentes etapas no es lineal, ni programado, es decir, al pasar de una fase a otra pueden quedar rastros de la etapa anterior o que también la persona vaya hacia atrás, es decir retroceda dos etapas o las avance, no todas las personas lo viven de la misma forma, no somos maquinas, ni guardan orden, ni tienen la misma duración. Empezaremos con las fases del duelo:

1.- Negación

Cuando experimentas la negación, activas un mecanismo de defensa de la psique humana por la que se rechaza toda información que se prefiere no conocer. Es un mecanismo de defensa natural, la negación es un intento de amortiguar el efecto del primer impacto. Un estado de shock, te quedas desorientado y paralizado. Centras toda la atención en la pérdida, es como un sueño del que quieres despertar y no puedes, no tienes ganas de hacer nada, no te puedes creer que te hayan abandonado, te llegan las típicas cuestiones de: No puede ser. No, no a mí. La duración de la misma etapa puede pasar desde un día a un mes según la persona.

Para abandonar esta pequeña etapa es necesario sólo tener autoestima y creer en lo que somos, la negación desaparece cuándo tienes una confianza y una fe en ti mismo que pueden romper el mundo en el que vives, la negación es sólo eso, negar, cuando nuestra cabeza tiene que afirmar que somos maravillosos, únicos y especiales, con esto abandonaremos nuestra negación y abordaremos otro que es todavía más complicado de abordar: la ira.

2.- La Ira

Aquí nos preguntamos: ¿Por qué a mí? Porqué nos ha sucedido esto, que hemos hecho para merecérnoslo. Cuando asumimos por fin la realidad e intentamos aun luchar contra la misma, entonces los sentimientos y las preguntas cambian. Nada te parece bien, nada te conforma y tú corazón tiene dolor, odio  rencor y una gran ira. Tu autoestima atropellada por la realidad necesita expresar su rabia para poder liberarse de ella, expulsarlo todo y no guardar más dolor. Esa ira inunda todo a tu alrededor y un enojo con la vida y el mundo.

La ira es posiblemente uno de los sentimientos humanos más negativos que existen y esto estriba en la manera en la que afrontamos la situación que tenemos delante, a veces, el ser humano es una persona que quiere las cosas ya y por eso no entiende las decisiones que otras personas puedan tener de nosotros, para eliminar esta fase es necesario solamente tener una cosa en cuenta, y es la paciencia, de la cual os he hablado en otros artículos.

 

En el siguiente artículo explicaremos las que nos parecen más importantes la negociación, la depresión y por último la aceptación.

Y como siempre unas frases para reflexionar:

La ira nace del temor, y éste de un sentimiento de debilidad o inferioridad. Si usted posee coraje o determinación, tendrá cada menos temor y en consecuencia se sentirá menos frustrado y enojado. (Dalai Lama)

A menudo, cuando inicias una relación con alguien que te gusta, tienes que justificar por qué te gusta. Sólo ves lo que quieres ver y niegas que algunos aspectos de esa persona te disgustan. Te mientes a ti mismo con el único fin de sentir que tienes razón. Después haces suposiciones, y una de ellas es: “Mi amor cambiará a esta persona”. Pero no es verdad. Tu amor no cambiará a nadie. Si las personas cambian es porque quieren cambiar, no porque tú puedas cambiarlas. (Don Miguel Ruiz)

Muchísimas gracias al escritor y músico P. Fusion por su aportación, puedes seguirlo aquí, te lo recomiendo https://www.facebook.com/pages/P-fusion/17339804270663

Por: Carlo Casanova y P.Fusion

Elimina el pensamiento negativo

¿Qué vas a encontrar en este artículo?

-Como detectar el pensamiento negativo

-Claves para que el pensamiento negativo desaparezca

-Claves para ser más feliz.

 

Muchas personas nos decimos “no soy feliz, mi vida puede mejorar”. A veces sentimos un momento de soledad y vienen los pensamientos negativos a nuestra cabeza para intentar sabotear toda nuestra vida. ¿Te suena si alguna vez has profesado sobre ti mismo las siguientes afirmaciones?

“Mi vida es una mierda” “Lo que hago no sirve para nada” Si te reconoces en alguno de esos casos, lo único que puedo decirte es que el pensamiento negativo se adueña de tu vida y de tus emociones. Y es que pensar mal sobre uno mismo es fácil, porque estamos sometidos a la opinión de otras personas y a veces sin querer les intentamos hacer caso.

Quiero que empieces a eliminar de tu vocabulario las frases “no puedo con esto” y “esto es imposible”. En esta vida las cosas son posibles siempre que le pongamos fe, pasión y trabajo a lo que hacemos, a lo que sentimos, a lo que estimamos. Muchas veces nosotros somos nuestros peores enemigos, no hay que buscar en otras personas, para darnos cuenta de que los problemas nos los generamos nosotros mismos. Créeme que no los genera otra persona sino tú mismo.

[divider]¿Qué es el pensamiento negativo?[/divider]

Los pensamientos negativos son pensamientos que lanzamos al aire en el que vemos la vida de color oscuro o grisáceo. El pensamiento negativo es simplemente pensar que uno no puede hacer las cosas y que sólo le van a ocurrir desgracias, se trata como puedes observar de un castigo mental que tú te impones, o que otro te lo imponga, en este último caso hablaríamos de personas negativas o tóxicas, del que hablaremos en profundidad en otros artículos.

El riesgo principal que tienen estos pensamientos negativos es que si no se controlan podemos tener estrés, ira o ansiedad y por lo tanto es necesario tanto eliminarlos, como cambiarlos por otros más positivos.

[divider]¿Cómo elimino el pensamiento negativo?[/divider]

Eliminar el pensamiento negativo es algo difícil de hacer a las primeras de cambio, porque tenemos que cambiar todo nuestro diálogo interno. Como punto de partida te puedo decir que hemos de estar seguros de nosotros mismos y también que hemos de tener  una autoestima a prueba de bombas. Casi siempre en los artículos que escribo os digo frases muy parecidas, pero si os conocéis vuestra vida mejorará absolutamente.

relax

Yo os propongo hoy una serie de ejercicios para empezar a eliminar ese pensamiento negativo que os corroe.

Primer ejercicio para eliminar el pensamiento negativo:

Escribe una lista de cosas que se te dé bien hacer. Cuando alguien se siente útil no se plantea en que haga mal las cosas y en que no pueda hacerlas. Así que empieza por valorarte con esta pequeña lista. Estoy convencido de que habrá un millón de cosas que se te dé bien hacer.

Segundo ejercicio para eliminar el pensamiento negativo:

Empieza a amar a todas las personas que estén a tu alrededor: Si te tratas a la gente exquisitamente, ellos harán lo mismo contigo, recuerda siempre que un buen trato a las personas es el regalo más exquisito que puedes hacer.

Tercer ejercicio para eliminar el pensamiento negativo:

Haz una lista de personas que te aman: Deben de haber millones de personas en el mundo que te amen por quién eres y por lo que representas, si eres adulto y tienes hijos, seguro que ellos son los que más te aman, o incluso tu pareja.. Si no los tienes piensa en tus padres y en tus familiares. Seguro que encuentras a alguien que te quiere por quien eres, por lo que sientes y por lo que amas, si tienes una persona de esas en tu vida, además de ser una persona afortunada tienes un gran amigo a tu lado.

 

Cuarto ejercicio para eliminar el pensamiento negativo:

Todos los días tienen algo que celebrar: Como lo oyes, cuando te despiertas y sientes los pies en la tierra puedes sentirte afortunado, todos los días tienes algo que celebrar, por lo que empieza a celebrar tu vida en todas sus formas y colores.

Quinto ejercicio y último.

Recuerda experiencias pasadas que fueron especiales para ti: A veces es bueno retrotraernos para recordar aquellas cosas que nos hacían felices. Cuando te asalte algún pensamiento negativo, ya sabes, retrotráete a aquellos momentos que disfrutabas en la playa, o a aquellos momentos mágicos que para ti han significado mucho. Seguramente en este momento se te esté saliendo una sonrisa en la boca si los estás recordando, así que quédate con ellos y consérvalos. Los recuerdos buenos y positivos es lo más valioso que un hombre puede tener.

Para finalizar te puedo decir que los pensamientos negativos están muy unidos con las energías negativas y por eso mismo, cuando tenemos malos pensamientos atraemos esa energía, ya sabes lo que digo muchas veces, si piensas y sientes bien recibirás buenas cosas. Si piensas y sientes mal, recibirás malas cosas.

Uno de los países más felices del mundo es la India. India no es un país tan industrializado como los nuestros, pero la gente siempre tiene una sonrisa en la boca, tal vez ellos eliminen ese pensamiento negativo y no les haga falta tener ni grandes casas, ni grandes yates, ni millones de euros en el bolsillo. Aprende de estas personas, tal vez ellos tienen mucho que ofrecerte.

Y con ese país y con uno de sus máximos representantes Mahatma Gandhi, acabo este artículo con una frase para que reflexiones:

“El hombre se convierte en lo que el cree de si mismo. Si yo me mantengo diciéndome a mi mismo que no puedo hacer cierta cosa, es muy probable que termine convirtiéndome en incapaz de hacerlo. De forma contraria, si yo tengo la creencia de que puedo hacerlo, seguramente voy adquirir la capacidad de hacerlo inclusive si yo no pude hacerlo en el principio. “

Cómo potenciar tu comunicación emocional

La comunicación emocional es la expresión externa de nuestra percepción de la realidad, tal y como nosotros la sentimos y experimentamos.

Los seres humanos somos animales, además de racionales, cuya relación social se fundamenta en las emociones. Por tanto, al tener un componente emocional en nuestra conducta, será prácticamente imposible emitir juicios totalmente objetivos o racionales. Siempre tendrán un componente emocional que alterará el significado de la oración, cambiando éste tanto para el emisor del mensaje como para el receptor del mismo. De ahí que entre hombres y mujeres los malentendidos estén a la orden del día. Desde Good Life, además, defendemos la comunicación emocional como herramienta para promover el acercamiento humilde y sincero entre hombres y mujeres, con admiración hacia el sexo opuesto y ganas de relaciones sanas.

Como ya se ha dicho en el mundo de la seducción, la mayoría de las mujeres usan más la comunicación emocional que los hombres…y cualquiera con un poco de experiencia podrá corroborarlo. Este concepto viene de un origen puramente biológico (¿os suenan los cambios hormonales?) influenciado por la testosterona y el mayor desarrollo del hemisferio derecho del cerebro en las mujeres. Aunque podría extenderme mucho en el origen de ambas diferencias, ése no es el objetivo de este artículo, pero pretendo que sirva de base para entender que entre hombres y mujeres la comunicación se da a niveles diferentes, sobre todo cuando hay atracción y seducción de por medio. El cerebro femenino presenta una mayor cantidad de neuronas llamadas “espejo”. Son llamadas así porque son las que nos permiten procesar lo que vemos y reproducirlo. Si vemos una emoción expresada en una persona, somos capaces de sentir algo parecido. Esta es la base de la empatía y de la comunicación emocional.

La comunicación emocional con el sexo opuesto a veces se convierte en una verdadera odisea para muchas personas, y es porque género femenino y masculino nos movemos por patrones de comunicación diferentes desde que nacemos, prácticamente. Dos personas pueden estar diciendo lo mismo de diferente manera y crear una confrontación. Esto es lo que debemos evitar y es la base de la comunicación emocional.

Debido a esto, para usar la comunicación emocional con el sexo opuesto hay que cambiar el registro. Comunicación emocional o racional según el contexto; si eres chica para hablar la mayoría del tiempo con un hombre, y que éste se sienta identificado contigo, tendrás que empezar la interacción con él hablando de manera puramente racional y luego ir dándole un matiz emocional para no matar el componente femenino de tu comunicación y conseguir llevarlo al ámbito donde tú te mueves más cómodamente (no olvidemos que, en la seducción, el rol de mujer y hombre está definido por la atracción que en ambos sexos despierta el contrario). Por el contrario, si eres hombre y pretendes conectar con una mujer por la que te sientes atraído, ésta se sentirá más identificada contigo si adquieres un componente emocional en tu manera de comunicarte y de observar.

Observación y comunicación emocional van de la mano siempre. Si observas conductas emocionales en una persona, evidentemente responderá mejor a una comunicación emocional que a una racional. El típico ejemplo es el de una chica que está llorando porque ha tenido un problema…no quiere que se lo soluciones, sino simplemente desahogarse y que la entiendas.

¿Cómo usar la comunicación emocional?

Parece difícil, sobre todo si eres hombre y nunca has hablado desde las emociones, pero una vez se convierte en hábito, te sorprenderás a ti mismo dando rienda suelta a tu creatividad.

Para usar la comunicación emocional, tienes que buscar temas que te hagan recordar emociones básicas (ira, tristeza, alegría, miedo). Tienes que aprender, y por ello hago énfasis en nuestros talleres, que desde una emoción básica negativa se puede llegar a otra positiva sin mucho esfuerzo, es decir, a una persona que está llorando (emoción negativa) probablemente puedas sacarle una sonrisa y conectar con ella más fácilmente que con otra que está en “modo racional” y debatiendo sobre política.

 

Se nos inculca, muchas veces inconscientemente, el miedo a “no ser un payasete”, es decir, el miedo a no resultar lo suficientemente gracioso o ingenioso. Bien, esto no siempre es necesario y tampoco es lo más apropiado. Por ello, si no eres una persona muy ocurrente o ingeniosa, no te preocupes, hay muchas emociones desde las que te puedes usar la comunicación emocional; pero eso sí, es importante que cualquiera que sea la emoción desde la que te comuniques, TODAS LAS EMOCIONES DERIVEN EN ALEGRÍA. Esto tiene una explicación muy fácil: las emociones positivas crean más adicción que las negativas; aquello que nos hace disfrutar raramente queremos alejarlo de nuestras vidas. Por ello, a través de la comunicación podemos despertar emociones positivas que nos hagan ser una droga imprescindible para la otra persona. No tengas miedo a acercarte a una chica o chico que está triste e intentar animarle, ya no por conseguir algo, sino por generosidad y querer hacer el mundo un poquito más fácil. Quién sabe, probablemente si sabes comunicarte emocionalmente, de esa tristeza puedas sacar emociones positivas que deriven en algo más que amistad 😉

Temas de comunicación emocional

a) Infancia. Normalmente la infancia de la mayoría de las personas evocan emociones positivas y vivencias comunes. Hablar de temas o hacerle recordar cosas de cuando erais niños puede ser un filón importante a tener en cuenta para mejorar tu comunicación emocional.

b) Viajes. A la mayoría de las personas les gusta viajar y ver mundo. Los viajes suponen nuevas experiencias y emociones positivas que pueden crear un vínculo en común, sobre todo de cara al futuro. Planear un viaje fortalece un vínculo, y hacerlo será un recuerdo para toda la vida.

c) Relaciones pasadas. Este es un punto controvertido, ya que en determinados sectores de la seducción hablan mucho no mencionar al “novio” o “ex novio”. Yo recomiendo que, si sale el tema, no se evite, al contrario. Al contarte problemas se está estableciendo un vínculo emocional que, bien gestionado, te puede llevar a buen puerto. Además, si una persona se expresa sobre su novio o ex-novio, es una buena oportunidad para seguir conociéndola y saber qué le gusta o disgusta.

d) Sueños futuros. Es un tema muy recurrido, pero da sus buenos frutos. El hablar de lo que sueña una persona para su futuro despierta una cantidad de emociones positivas que no os lo podéis ni imaginar. La comunicación emocional usada hacia una proyección de futuro casi siempre suele ser positiva y un buen tema para hablar con una persona.

Evidentemente, estos sólo son temas orientativos. Hay infinidad de temas de conversación que podéis sacar, tanto racionales como emocionales. Lo ideal es buscar un equilibrio entre ambas modalidades para que el elemento de variedad no decaiga y poder usar de manera eficaz la comunicación emocional.

También os tengo que informar de que si os aprovecháis demasiado del estado emocional negativo de alguien podéis dar la imagen de manipuladores y aprovechados. No seamos tontos, vamos a trabajar a nuestro favor que ya se encarga la vida de ponernos obstáculos como para que nosotros mismos seamos uno más.

Y como dijo William M. Bulger:

No hay mejor medida de lo que una persona es que lo que hace cuando tiene completa libertad de elegir

Descubre más sobre comunicación emocional
con ejemplos de conversación en:

Comunicación emocional: Expresar sentimientos y emociones

Otras publicaciones que te pueden interesar como apoyo de esta:

Cualificación: cómo decirle que te gusta

Sexualidad: transmitir sexo en la conversación

Cómo tener labia: los 10 consejos definitivos

#FilosofíaGL #GeorgeMassoni

#LOVE #Comunicación

Si te ha gustado este artículo, compártelo pulsando en los botones de las redes sociales y nos estarás fomentando a que la FilosofíaGL siga creciendo. También puedes dejar tu comentario.

© Good Life Play.
Good life es no apoyar la imitación, creer en que cada ser humano es diferente y buscar la realización de un mismo para ser su mejor versión posible, manteniendo tu esencia y tu “yo mismo”.

¡Suscríbete a la Filosofía GL!

Ir a la barra de herramientas